17 mayo, 2006

RESPECTO A LAS RASANTES

Volví a leer el artículo sobre el PRC que afectara a Maitencillo, y las alturas de las edificaciones, excepto a continuación:

"La primera línea hacia el oriente del borde costero, entre el acceso sur a Maitencillo y el estero Catapilco, contempla una altura máxima de construcción de 7 metros, o sea, dos pisos. Y fija como densidad máxima los 150 habitantes por hectárea. "La combinación de ambos factores evitará que se sumen predios y se puedan aumentar el porcentaje de constructibilidad", sostiene Levy Olivares. Mientras, las zonas denominadas Z2 y Z3 ubicadas en la segunda y tercera línea, a más de 600 metros de la playa, si están planteadas como áreas de densificación residencial. El municipio fija una densidad de 250 habitantes por hectáreas en cada una de ellas. La diferencia está en las alturas permitidas, pues en la Z3 no deberá superar los 7 metros, mientras que en la Z2 será fijada por la rasante."

Esto trae a mente un problema que hemos tenido todos en la área de Maitencillo en la cual tenemos casa. La Municipalidad, toma la línea rasante desde el "suelo natural", y como tenemos una pendiente muy pronunciada desde la calle, resulta que uno puede tener una edificación de un piso frenteando la calle y un piso "sótano" sobre pilares mirando al mar, y no cumplir con la altura definida por la línea rasante.
Sugeriría, que en el nuevo prc se definiese que las alturas se tomen desde el nivel de la calle y no desde el suelo , pues podría surgir la ridiculez de tener una casa de dos pisos (siete mts.), bajo el nivel de la calle, sin acceso vehicular o peatonal a la calle que frontera en la cual el techo estaría debajo de la calle.

Cordialmente,
Albert Maillard


P.D.: Para mayor información, pueden pinchar el título de este post:

1 Comentarios:

Anonymous Hoteles en Argentina dice...

Muy interesante el proyecto. El equilibrio justo entre el ejido ubrano y la zona de las playas.

10 febrero, 2012 05:02  

Publicar un comentario

Links a este post:

Crear un vínculo

<< Volver